sábado, 30 de abril de 2011

Franziska Steinbach


Un fragmento del Sector BII con sus barracones de madera poco tiempo después de haberse finalizado su construcción

© Foto SS. Auschwitz Birkenau State Museum Archives. Original en Yad Vashem


Franziska Steinbach, Franziska Steinbach, Franziska Steinbach… he aquí tu nombre, el nombre de una niña de la que nunca encontraremos ninguna fotografía, Franziska Steinbach que nunca olvidemos tu nombre.

            Franziska Steinbach nació en el campo de exterminio de Auschwitz-Birkenau, sus ojos solo alcanzaron a ver una realidad en este mundo; el dolor, la miseria y el drama de un barracón de la sección BIIe (Campo de Familias Gitanas) de Birkenau. Franziska Steinbach fue la primera recién nacida inscrita en el Libro de los Gitanos de Auschwitz-Birkenau, en este libro constan trescientos treinta y siete nombres de niños y niñas Romaníes que nacieron a la vida en mitad del infierno de Birkenau.


            Franziska Steinbach nació el 21 de marzo de 1943 (recuerden que las olas de deportaciones de Romaníes hacia Birkenau comienzan en febrero de 1943, tras la publicación del Decreto de Auschwitz el 16 de diciembre de 1942, mediante el que Himmler ordena el traslado de los Romaníes hacia Auschwitz y su puesta en marcha a partir del 29 de enero de 1943). Franziska dio su primer llanto en mitad de un barracón atestado de personas, miseria y muerte. Su nacimiento llenaría de alegría a sus padres pero también de dolor e incertidumbre por su futuro. Los nazis en su afán de degradar a los prisioneros tatuaron en el bracito de la pequeña Franziska el número de prisionera Z-1823.



Interior de un barracón en Birkenau

© Mieczyslaw Koscielniak. Reproducción cortesía 
de Auschwitz Birkenau State Museum Archives

            Si en Auschwitz-Birkenau la vida resultaba una misión casi imposible para los adultos, imaginen para una niña recién nacida, Franziska Steinbach sucumbió a la barbarie nazi, Franziska Steinbach se nos fue al cielo noventa y cuatro días después de nacer, sus ojos se apagaron el 23 de junio de 1943 en Birkenau (Polonia)

            Estimado amigo o amiga repita conmigo el nombre de Franziska Steinbach, cuéntele a sus amistades que hubo una vez una niña, que abrió sus preciosos ojos Gitanos al mundo, en mitad de la más grande tragedia de la Humanidad. Franziska Steinbach te bisterdon tumare anava.

            Fuente:
- Memorial Book: The Gypsies at Auschwitz-Birkenau. State Museum of Auschwitz-Birkenau. Volumen II. Página 1481.