domingo, 27 de mayo de 2012

Jozef Ciurija

Jozef Ciurija
© Dokumentations und Kulturzentrum Deutscher Sinti und Roma.


Jozef Ciurija Romaní católico nacido en la ciudad polaca de Stary Sacz en 1919.

Su lugar de residencia durante su infancia y adolescencia fue Popowice.

En los datos que figuran en los libros de memoria de los Transportes de polacos con destino al campo de concentración y exterminio de Auschwitz, Jozef llegó al campo en un convoy formado por vagones cargados de personas enviado desde Cracovia y otras ciudades del sur de Polonia con fecha 15 de diciembre de 1941.


Listado de prisioneros llegados a Auschwitz fechada el 15 de diciembre de 1941, entre ellos Jozef Ciurija
© Dokumentations und Kulturzentrum Deutscher Sinti und Roma.


En Auschwitz los nazis redujeron a Jozef al número de prisionero 24527 y lo obligaron a realizar trabajos forzados.


Fotografía de Jozef Ciurija en su ingreso como prisionero en Auschwitz
© Dokumentations und Kulturzentrum Deutscher Sinti und Roma.


Jozef no pudo superar las terribles condiciones que imponían la vida diaria en el campo ni el fatal invierno del 41 al 42. Jozef Ciurija falleció en Auschwitz el 22 de marzo de 1942.

Fuentes:

- The national socialist genocide of the Sinti and Roma: Catalogue of the permanent exhibition in the State Museum of Auschwitz. Romani Rose and Silvio Peritore, Dokumentations- und Kulturzentrum Deutscher Sinti und Roma, Heidelberg. Páginas 210-211

- Ciurija Jozef. Panstwowe Muzeum Auschwitz-Birkenau Oswiecim, Polonia.

sábado, 19 de mayo de 2012

María Leimberger



Stolperstein en memoria de Maria Leimberger en St. Pantaleón 32

© Werner

Maria Leimberger fue una niña Romaní que vino al mundo en 1941. Su primera luz la vio en el interior del campo de Confinamiento de Gitanos de Weyer/St. Pantaleón.

En mayo de 1940, el director del Gau del distrito Oberdonau (Alto Danubio), estableció un campo de reeducación por el trabajo” (Arbeitserziehungslager) en el municipio de Alta Austria de San Pantaleón. Después de su disolución a comienzos de 1941, los nazis establecieron en su lugar un campo de confinamiento de  Gitanos” (Zigeuneranhaltelager). La mayoría de los 340 presos internados en Weyer/St. Pantaleon provenían en su mayor parte de la región, la Kripo encarceló allí a familias enteras, hombres, mujeres y niños. De la administración  y vigilancia del campo se ocupaba la policía y un hombre de las SA, que además estaba a cargo del suministro de alimentos. A partir de los archivos que se han conservado del campo se sabe que a los detenidos les negaron entre otras muchas cosas la más mínima asistencia médica. Muchos Romaníes murieron a causa de las condiciones inhumanas de vida en su interior, a causa de enfermedades y torturas. Los prisioneros tenían que realizar trabajos forzados, sobre todo tareas relacionadas con la agricultura. El Campo de confinamiento de Gitanos de Weyer/St. Pantaleon existió hasta noviembre de 1941. Fecha en la que el campo fue liquidado, las SS trasladaron a los aproximadamente 300 prisioneros sobrevivientes hasta el campo de Lackenbach y desde allí al gueto de Lodz.

Fotos de Romaníes internados en el Campo de Confinamiento de Gitanos de Weyer St. Pantaleon

Imágenes tomadas en el verano de 1941 en el campo de Weyer/St. Pantaleon por el médico Dr. Alois Strafner. Éste era gran aficionado a la fotografía y decidió experimentar con películas reversibles en color para ello tomó fotos de los Romaníes allí internados.


 © Ludwig Laher

© Ludwig Laher
© Ludwig Laher

Entre los sobrevivientes se hallaba nuestro lucerito Gitano María y su familia, el 4 de noviembre de 1941 todos ellos fueron deportados al gueto de Lodz en el Gobierno General de Polonia.

En el otoño de 1941, los nazis establecieron una sección para Gitanos en el interior del gueto de Lodz  en las calles que hoy se conocen con los nombres Wojska Polskiego (en aquellos tiempos calle Brzezinska) Westerplatte Obroncow, Sikawska y lascalle Glowackiego. Era una especie de gueto dentro del gueto mayor. Más de 5.000 gitanos fueron deportados desde el Burgenland austriaco (una región de la frontera austro-húngaro). Es este es uno de los capítulos más misteriosos de la historia del gueto de Lodz.


Vista de la entrada al gueto Gitano en la calle Brzezinska del gueto de Lodz

© Holocaust Research Project

Entre el 5 de enero y el 12 de enero de 1942 los habitantes Romaníes del gueto de Lodz son deportados para proceder a su liquidación, desde allí al campo de exterminio de Chelmno/Kulmhof situado a 70 kilómetros de Lodz.  El 16 de enero de 1942 los nazis dan por concluida la liquidación de la sección gitana del gueto de Lodz.

María Leimberger, nuestra María, siendo aún nada más que un bebé, murió asesinada por los nazis en el campo de exterminio de Chelmno.

Maria Leimberger Te Bisterdon Tumare Anava.


Monumento en memoria de los Romaníes que
estuvieron confinados en el campo de Weyer/St. Pantaleon.
Inaugurado en el año 2000

© Memorial Site Weyer/ Inge Widauer
Placa memorial situada en el lugar donde estuvo
el campo de confinamiento de Gitanos de Weyer /St. Pantaleon.

© Ludwig Laher
Fuentes:

- The Lodz Ghetto, 1940-1944. Julian Baranowski . Lodz archiwum Panstwowe w Lodzi & Bilbo 1999

- The Chronicle of the Lodz Ghetto, 1941-1944. Dobroszycki, Lucjan, ed.  New Haven: Yale University Press, 1984.

- Herzfleischentartung de Ludwig Laher. Haymon Verlag, März 2001

sábado, 12 de mayo de 2012

Adolf Laubinger

Adolf Laubinger
© Braunschweiger Zeitung

           
Adolf Laubinger nació dentro de una familia Sinti Romaní el 5 de abril de 1931 en Magdeburgo.

            Creció en mitad de las dificultades propias que tenía una familia Romaní en aquellos años.

Pocos días antes de la llegada de la primavera de 1943, Adolf y su familia fueron deportados al campo de concentración y exterminio de Auschwitz-Birkenau en Polonia por haber nacido Romaníes. Recordar que en ese momento se vivía en su máxima intensidad la persecución nazi hacia el pueblo Gitano, tras la promulgación del Decreto de Auschwitz el 16 de diciembre de 1942 y las instrucciones para su puesta en marcha del 29 de enero de 1943 emitidas por la dirección policial, en la que se daban los detalles de a que Romaníes concernía su detención y posterior deportación a Auschwitz, para allí ser enviados al recientemente creado Campo para Familias Gitanas en la sección BIIe de Birkenau, estas instrucciones afectaban sobre todo a Gitanos mestizos, pero tenían un carácter tan ambiguo que dejaban abierta la detención de familias y clanes enteros, teniendo en cuenta el grado de sangre mezclada, aunque algunas categorías quedaban fuera del proceso, pero en muchos de esos casos en los que no se cumplían las categorizaciones raciales, podían utilizarse criterios sociales, como el estilo de vida, para determinar el estatus racial y ser conducidos igualmente a Birkenau.

En Auschwitz-Birkenau los nazis tatuaron en el brazo de Adolf Laubinger el número de prisionero Z-4121 y allí lo llevaron hasta el Zigeunerlager “Campo para familias Gitanas” en Birkenau.

Poco tiempo antes de la eliminación de esta parte del campo en la noche del 2 al 3 de agosto de 1944, Zigeunernacht, Adolf había sido trasladado al campo de concentración de Buchenwald, allí fue obligado a realizar trabajos forzados.

Adolf Laubinger consiguió sobrevivir al Porrajmos. Después de la guerra se trasladó a vivir con su familia a Brunswick, fue uno de los pocos Romaníes que sobrevivieron a la era nazi. Su madre, su hermano menor y otros familiares cercanos murieron asesinados en el campo de exterminio de Auschwitz-Birkenau en el Porrajmos.

Adolf fue un luchador toda su vida por la defensa de los derechos del pueblo Gitano. Desde 1985 se convirtió en un voluntario muy activo del Consejo Central de los Sinti y Roma alemanes. Laubinger colaboró en documentales cinematográficos sobre el genocidio de los Sinti y Roma. Participó en actos conmemorativos y de memoria llevados a cabo en Alemania y en otros países. Reseñar entre otros el celebrado el 15 de diciembre de 2005, junto con Matthias Platzeck, Ministro Presidente de Brandenburgo, en el antiguo campo de concentración de Sachsenhausen en recuerdo y memoria de las víctimas Romaníes en el Porrajmos.

También destacar sobremanera su labor infatigable junto al Consejo Central para obligar al Estado alemán al pago de indemnizaciones a los Gitanos que sufrieron la barbarie bajo el régimen nazi.

Uno de sus grandes sueños, ver la realización del monumento en memoria de los Sinti y Roma en Berlin no lo vio cumplido.

Adolf Laubinger falleció el 22 de abril de 2006 en Brunswick.

A su muerte el presidente del Consejo Central de los Sinti y Roma Alemanes, Romani Rose afirmó: "Hemos perdido un amigo insustituible"

Fuentes:

- Artículo aparecido en el Braunschweiger Zeitung: “Deutsche Sinti trauern um Adolf Laubinger” del 10 mayo de 2006

- Memorial Book: The Gypsies at Auschwitz-Birkenau. State Museum of Auschwitz- Birkenau. K.G. Saur, New York. 1993. Volumen II. Páginas 972-973

- Topografía de la memoria: memoriales históricos de los campos de concentración nacionalsocialistas 1933-1945. El Gran Devorador: de la exclusión social al Porrajmos. El Holocausto de los gitanos durante el Tercer Reich (1933-1945)

sábado, 5 de mayo de 2012

Josef Köhler


Josef Köhler

© Dokumentations und Kulturzentrum Deutscher Sinti und Roma


Josef Köhler nació el 22 de diciembre de 1922 en Linz, cerca de Sigmaringen. En este lugar vivió hasta que toda su familia y él se mudaron en 1930 a Munich.

Josef Köhler asistió en la ciudad bávara a la escuela. Complementando a su aprendizaje trabajó de aprendiz para un fabricante de zapatos de la ciudad en la Amalienstrasse.

En 1941 fue reclutado por la Wehrmacht, poco tiempo después de enrolarse en ele ejército resultó herido en combate. En el hospital militar, mientras se recuperaba de sus heridas, un superior le informó de que había sido excluido de la Wehrmacht por “motivos raciales”

La situación empeoró para Josef y los Romaníes que vivían en el Reich y en marzo de 1943, después de que se promulgara el Decreto de Auschwitz, a Josef Köhler lo deportaron los nazis, junto a miles de Romaníes al campo de concentración y exterminio de Auschwitz-Birkenau en Polonia. Allí se convirtió para la terrible maquinaria nazi en el número de prisionero Z-3567.


Allí sobrevivió como buenamente pudo a la brutalidad, la humillación constante y las penalidades que imponían la vida y la muerte en Birkenau.


Fotografía del padre de Josef Köhler

© Dokumentations und Kulturzentrum Deutscher Sinti und Roma


Su padre que luchó como soldado de forma brava en la I Guerra Mundial para Alemania murió en el campo de concentración de Sachsenhausen, el resto de su familia, su madre, su abuela y cuatro de sus hermanos y hermanas murieron asesinados en las cámaras de gas en la Zigeunernacht, “Noche de los Gitanos”, acaecida durante la liquidación del “Campo de Familias Gitanas” sector BIIe de Birkenau en la noche del 2 al 3 de agosto de 1944.

Josef poco tiempo antes del exterminio de los Romaníes en Birkenau había sido trasladado en un transporte, ya que los nazis lo consideraban aún “apto para trabajar” con destino al campo de concentración de Ravensbrück cerca de Fürstenberg, a unos 90 kilómetros de Berlín.

A comienzos de marzo de 1945, y ante el cariz que estaba tomando la guerra, de nuevo otro traslado, en esta ocasión Josef llegó al campo de concentración de Sachsenhausen, ubicado en la población de Oranienburg, en Brandeburgo. Como muchos otros Gitanos que habían sido internados en este campo a Josef le asignaron realizar trabajo esclavo para una fábrica de ladrillos.


Prisioneros realizando trabajo esclavo en el campo de Sachsenhausen

© Dokumentations und Kulturzentrum Deutscher Sinti und Roma


Josef se las ingenió para escapar del campo a finales de abril de 1945, logró mezclarse en mitad de un grupo de refugiados que huían de los estragos que estaban provocando las batallas finales de la II Guerra Mundial. Finalmente, pocos días después, tropas del Ejército Soviético liberaron al bueno de Josef Köhler, consiguiendo así sobrevivir al Porrajmos.

Fuentes.
- Medical care and crime : the infirmary at Sachsenhausen concentration camp 1936-1945, Astrid Ley; Günter Morsch. Metropol Verlag, Berlín. 2007. Página 272
- Memorial Book: The Gypsies at Auschwitz-Birkenau. State Museum of Auschwitz- Birkenau. K.G. Saur, New York. 1993. Volumen II. Páginas 938-939
- The national socialist genocide of the Sinti and Roma: Catalogue of the permanent exhibition in the State Museum of Auschwitz. Romani Rose und Silvio Peritore, Dokumentations- und Kulturzentrum Deutscher Sinti und Roma, Heidelberg. Página 301.
- Sinti und Roma im Dritten Reich: das Programm der Vernichtung durch Arbeit. Romani Rose, Walter Weiss, Zentralrat Deutscher Sinti und Roma. Lamuv, 1991

- Sinti und Roma: die Vernichtung eines Volkes im NS-Staat. Donald Kenrick. Gesellschaft für Bedrohte Völker, 1981. Página 71