sábado, 8 de junio de 2013

Regina Franz


La joven Romaní Regina Franz
© Döw


Regina Franz nació el 2 de septiembre de 1920.

Regina creció como una joven Romaní en el Berlín anterior de la guerra y en el de la contienda mundial. Llegó el invierno de 1943, Regina vivía con el constante temor de lo que estaba ocurriendo a su alrededor en la capital de Reich. Desde febrero de 1943 muchos de sus familiares estaban siendo deportados en trenes de ganado hacia el Este, por ello decidió emprender la huida.

Llegó a Austria y en una de las muchas redadas que llevaba a cabo la Gestapo, Regina fue detenida, concretamente el 27 de julio de 1943,  acusada de “Inmigración ilegal” al intentar cruzar la frontera con Hungría debido a dos motivos principales, el miedo que tenía a ser deportada a los campos de concentración o a que médicos nazis le practicasen una esterilización forzosa por su origen racial. Regina quedó registrada en el informe diario de la Gestapo de Viena, le realizaron fotos y tomaron sus huellas dactilares. Ser Romaní en la Alemania Nazi era considerado un delito contra la raza.


Fotos de Regina Franz extraídas de los informes
diarios de la Gestapo de Viena, finales de julio de 1943.
© Döw
 

Regina, ya como prisionera por su origen Romaní, fue deportada en primer lugar al campo de concentración y exterminio de Auschwitz-Birkenau en Polonia donde llegó el 17 de septiembre de 1943, allí quedó marcada con el número de prisionera Z-9462. Conducida al Campo para Familias Gitanas en la sección BIIe de Birkenau, pudo sobrevivir a la barbarie y poco antes de la liquidación del Campo Gitano fue transferida, primero con destino al campo de concentración de Ravensbrück y posteriormente al campo de concentración de Flossenbürg, donde fue obligada a realizar trabajo esclavo en el subcampo de Wolkenburg. Este subcampo fue establecido el 22 de Agosto de 1944, los nazis condujeron hasta Wolkenburg a 147 mujeres, incluidas 112 mujeres alemanas, nueve polacas, siete jóvenes holandesas y mujeres de otras cuatro nacionalidades. En octubre de 1944, un transporte de 150 nuevas mujeres llegan al subcampo desde Auschwitz (137 de Polonia, 37 de Rusia, seis de Yugoslavia, tres italianas) y 100 de Bergen-Belsen (97 polacas y tres rusas). Al menos un tercio de las mujeres prisioneras que allí se encuentran internadas son Romaníes. A mediados de abril de 1945 aún se registran 372 prisioneras. El trabajo que llevan a cabo en aquel lugar lo hacen para la empresa fabricante de aparatos de radio Opta de Berlín. Las prisioneras trabajan en la planta superior de un edificio de la fábrica. Las mujeres son castigadas duramente si cometen cualquier infracción. El grupo se encuentra bajo el mando del Kommandoführer de las SS Wilhelm Brusch, cinco soldados de las SS y veintiún vigilantes.

El 13 Abril de 1945, ante la proximidad de los Ejércitos Aliados las mujeres bajo vigilancia de los SS emprenden una de las temidas “marchas de la muerte” la mayor parte del camino a pie y otro tanto en vagones de tren, primero con destino al campo central de Flossenbürg, pero debido a la superpoblación del campo central son enviadas a Dachau que dista unos 270 km. de distancia. Al menos cinco de las mujeres mueren ejecutadas en el trayecto, acusadas de presuntos robos de alimentos. Sólo 116 de las 372 mujeres que emprendieron la marcha en Wolkenburg  llegan finalmente al campo de concentración de Dachau.

El destino final de Regina nos es desconocido.

Fuentes:

- Fotos de los informes diarios de la Gestapo de Viena. Dokumentationsarchiv des österreichischen Widerstands. Sinti und Roma, Regina Franz
- Tagesbericht der Gestapo Wien Nr. 8, 27.-29. 7. 1943
- Memorial Book: The Gypsies at Auschwitz-Birkenau. State Museum of Auschwitz- Birkenau. K.G. Saur, New York. 1993. Volumen I. Páginas 636-637.
- The United States Holocaust Memorial Museum Encyclopedia of Camps and Ghettos. Flossenbürg.
- KZ Gendenkstätte Flossenbüg Stiftung Bayerische Gendenkstätten. Aussenlager Wolkenburg.